Disminuye tasa de letalidad en el último mes y se registran diez contagios menos, informa el Centro Estatal de Inteligencia en Salud.

Otro de los objetivos es evitar ascender a la Bandera Roja, ya que por disposición federal se paralizarían actividades hasta 3 o 4 días por semana.

Zitácuaro, Mich., 20 de julio del 2020.- Luego de tres semanas de suspender actividades cada miércoles, además del incremento de muestras y la reducción de horarios del comercio de la zona urbana, la tasa de letalidad en el municipio por COVID descendió en el último mes de un 13.49 al 11.8 por ciento; es decir 2 defunciones menos, asimismo la disminución de casi 10 contagios, informó la Jurisdicción Sanitaria Número 3, en reunión intermedia de evaluación, entre autoridades y prestadores de servicios.

El alcalde Hugo Alberto Hernández Suárez, destacó que estas medidas han favorecido a que la cadena de contagio aminore en Zitácuaro. Dijo que este encuentro tuvo el objetivo de mantener informados a los comerciantes y prestadores de servicios del municipio sobre el desarrollo de la pandemia, con base a información oficial que emite el Centro de Inteligencia en Salud del Estado de Michoacán.

“No es una política pública; no se trata de pretensiones particulares o partidistas, es un asunto que corresponde a todos los ciudadanos por ser parte de la salud de los zitacuarenses”, expresó el edil. Enfatizó que gracias a estas medidas que se han llevado a cabo en conjunto, la cadena de contagio por COVID va disminuyendo.

Anunció que los miércoles de paralización de actividades continuará durante el mes de julio, con la meta de descender en agosto a Bandera Verde, derivado de este resultado sería una oportunidad para que dentro de la Nueva Convivencia se abriera el comercio hasta a un 75 por ciento y cambiarían los horarios de venta; evidentemente, con las medidas estrictas como el uso obligatorio de cubrebocas, ya que reduce hasta un 70 por ciento el riesgo de contagio, aparte de la desinfección acostumbrada.

Dijo que a principios del siguiente mes se realizará nuevamente una asamblea con el sector comercial para definir nuevas propuestas y continuar revisando la funcionalidad de las medidas ya establecidas. Hernández Suárez, insistió en hacer caso omiso a información que no sea oficial, pues se tergiversa y se confunde la ciudadanía.

Agregó que se proyecta la implementación de Vigilantes de la Salud, a través de COEPRIS, quienes supervisarán y sancionarán a aquellos establecimientos que incumplan con las normas de salud y los cuidados ante el virus. Exhortó a no bajar la guardia y agradeció al comercio y prestadores de servicios por solidarizarse en las acciones emprendidas a fin de evitar más muertes y llegar a la Bandera Roja, ya que con ello, por disposición federal se paralizarían hasta 3 o 4 días a la semana.

En esta mesa de trabajo también estuvieron presentes el secretario del Ayuntamiento, Carlos Hurtado Casado; el jefe de la Jurisdicción Sanitaria Número 3, Jaime García Hurtado; Selene Idalia Arriaga Mondragón, titular de la COEPRIS; regidores, secretarios en el municipio, entre otras autoridades estatales y municipales.